Kerry aplaude al egipcio Al Sissi por llamado a paz palestino-israelí

El secretario de Estado, John Kerry, visitó al presidente Abdel Fattah al Sissi, un día después de que el líder egipcio realizara un llamado directo a los israelíes a avanzar en un acuerdo de paz con los palestinos.

El jefe de la diplomacia estadounidense discutió una serie de temas regionales con Al Sissi durante su breve visita a El Cairo, incluyendo los actuales conflictos en Siria y Libia, informaron funcionarios de ambas partes.

Kerry "manifestó su aprecio" por la reciente declaración de Al Sissi "de fuerte respaldo para avanzar en la paz árabe-israelí", señaló su portavoz Mark Toner tras el encuentro. Al Sissi llamó el martes a los líderes y partidos políticos israelíes a aprovechar lo que calificó de "verdadera oportunidad" para resolver la disputa con los palestinos, a la vez que pidió a las autoridades israelíes que permitieran la difusión de su discurso en Israel.

El líder egipcio apuntó a una iniciativa francesa para celebrar una conferencia internacional de paz sobre Cercano Oriente, así como una propuesta árabe que data de largo tiempo atrás para normalizar relaciones con Israel, a cambio de un acuerdo para establecer un Estado palestino en Cisjordania y la Franja de Gaza.

Negociaciones bajo EE.UU. han terminado en más pérdidas para palestinos

Egipto e Israel libraron cuatro grandes guerras entre 1948 y 1973, pero firmaron un acuerdo de paz en 1979. Las declaraciones de Al Sissi fueron ampliamente cubiertas por los medios israelíes y fueron saludadas por el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu, incluso cuando rechaza la propuesta francesa para la conferencia de paz.

El argumento del primer ministro israelí, de línea dura, es que para avanzar se requieren negociaciones directas con los palestinos. Los palestinos, por su parte, han respaldado la propuesta del presidente François Hollande. Sostienen que más de 20 años de negociaciones directas y patrocinadas por Estados Unidos han resultado hasta ahora en asentamientos israelíes en crecimiento en Cisjordania, sin lograr claros progresos en el establecimiento de un Estado palestino.

Hollande aseguró el martes a radio Europe 1 que las conversaciones, originalmente previstas para el 30 de mayo, tendrán posiblemente lugar en alguna fecha durante el verano europeo, para facilitar la participación de Kerry.

Muro tras muro: una exposición en Berlín

Vivir tras muros

La caída del Muro de Berlín, el 9 de noviembre de 1989, fue un hito histórico de relevancia internacional. Marcó el término de la Guerra Fría y de la división de Europa. Sin embargo, con el derrumbe del “muro antifascista”, como lo llamaban en la RDA, no se acabaron los muros, que siguen separando a la gente en algunos lugares del mundo de acuerdo con su nacionalidad, estándar de vida o religión.

Muro tras muro: una exposición en Berlín

Los muros de Bagdad

Un muro atraviesa Bagdad, separando a sunitas de chiítas. Esta muralla, de más de tres metros de altura, no es la única existente en la capital iraquí. Hay otra que rodea el barrio gubernamental. Los muros pretenden brindar seguridad, pero son rechazados por muchas personas, porque les recuerdan a diario la división de la sociedad iraquí.

Muro tras muro: una exposición en Berlín

La frontera intercoreana

El muro existente en Panmunjom solo tiene poco centímetros de altura, pero es prácticamente insalvable, porque separa a las dos Coreas. Corea del Norte, comunista, es uno de los Estados más pobres del mundo. Corea del Sur, en cambio, es un país democrático industrializado. La frontera, de unos 250 kilómetros, no solo separa a dos sistemas políticos, sino también a muchas familias.

Muro tras muro: una exposición en Berlín

El muro israelí

Israel construye un muro que lo separa de Cisjordania. Tiene 700 kilómetros de largo y hasta 8 metros de altura. Mientras los israelíes lo ven como un "muro de protección", para los palestinos es un "muro de la vergüenza" que dificulta aún más sus vidas. La comunidad internacional lo ha condenado, considerándolo un obstáculo adicional para lograr la paz en el Cercano Oriente.

Muro tras muro: una exposición en Berlín

La Unión Europea y África

Seis metros de altura tiene la cerca que marca la frontera exterior de la Unión Europea en suelo africano. Separa a las plazas españolas de Ceuta y Melilla de Marruecos y, con ello, a gente con muy diferentes estándares de vida. El cerco, sin embargo, apenas disuade a la gente de arriesgarse a marcharse a Europa. De tanto en tanto mueren personas en el intento de traspasar esta frontera.

Muro tras muro: una exposición en Berlín

Reliquia del conflicto del Ulster

Desde el inicio de conflicto de Irlanda del Norte, una muralla de siete metros de altura atraviesa Belfast. Es la llamada Línea de la Paz. La lucha se dio por terminada en 1998, pero se mantienen las tensiones entre católicos y protestantes. Sobre todo son turistas los que cruzan esta línea: para ellos, el muro es una de las atracciones de la ciudad.

Muro tras muro: una exposición en Berlín

El “muro de la tortilla“

Estados Unidos se concibe a sí mismo como el país más libre del mundo; no obstante, cierra su frontera sur. Con el irónicamente llamado “muro de la tortilla” se pretende evitar la llegada de inmigrantes ilegales desde México y también el contrabando de drogas. Cada año mueren cerca de 500 personas tratando de cruzarlo.

Muro tras muro: una exposición en Berlín

Chipre, la isla dividida

El muro que atraviesa Nicosia hace de Chipre la última nación dividida de Europa. Desde 1974 separa a la parte griega de la isla de la turca, en el norte. Si bien no se perfila a corto plazo una solución, desde 2003 se puede acceder de una parte a la otra: una concesión hecha a instancias de la UE, que acogió a Chipre como miembro de 2004.

JOV (dpa, Reuters)

Síganos