Opinión: Palabras vacías, mejores que misiles

Alemania rechaza la intervención militar en Siria, pero aprueba los ataques aéreos liderados por Estados Unidos contra el régimen de Assad. ¿Una postura contradictoria? Hasta cierto punto, opina Marcel Fürstenau.

"Alemania no participará militarmente", dijo la canciller el jueves pasado (12.4.1969) en vista a un posible ataque militar por parte de los Estados occidentales contra el asesino régimen de Assad en Siria. Sin embargo, el categórico "No” de Merkel no fue un rechazo fundamental hacia la reacción militar de los EE. UU. y sus aliados. Y es que Merkel agregó: "Vemos y apoyamos que se haga todo con el fin de enviar una señal para que el uso de armas químicas sea inaceptable".

Esa frase sugiere, como mínimo, que pronto habría un ataque encabezado por Estados Unidos, como represalia por el supuesto uso de gas venenoso en Siria contra la propia población. ¿Para qué enviar más "señales" si el líder en Damasco se ha mostrado inmune ante las amenazas de Occidente durante años? El hecho de que Merkel estuviera informada sobre el bombardeo de misiles en Siria, que tuvo lugar apenas dos días después, no es en verdad una suposición atrevida.

Deutsche Welle Marcel Fürstenau Kommentarbild ohne Mikrofon

Marcel Fürstenau, redactor de DW.

El Ejército alemán no era ni es necesario

Y que los estadounidenses, británicos y franceses no necesitaban ayuda alemana en la supuesta destrucción de equipamiento militar estratégico para la producción de armas químicas, es también una presunción válida. Merkel se habrá alegrado entonces de no tener que justificarse ante sus socios en Washington, Londres y París. Donald Trump, Theresa May y Emmanuel Macron, por su parte, pudieron contar con el apoyo verbal de Berlín: "La operación militar fue necesaria y apropiada", dijo Merkel al elogiar el ataque aéreo con más de 100 misiles, unas horas después.

Al contrario que con su rechazo hacia la participación alemana, el cual decidió no argumentar, la cancillersí  explicó en detalle por qué aprobó el lanzamiento de misiles: "Para preservar la efectividad de la prohibición internacional del uso de armas químicas y para advertir al régimen sirio sobre nuevas posibles violaciones". Resulta convincente, pero también insustancial, porque si Merkel ya aboga por la intervención occidental, la pregunta eterna e inminente es: ¿Por qué Alemania, una vez más, se queda afuera? Merkel debería haber respondido esta pregunta.

El viejo dilema: cuando las cosas se ponen feas, son los otros, según la politica alemana, los que deben dejar de lado la retórica y pasar a la acción. Y, sin embargo, es positivo que Merkel esté actuando así. Solo de ese modo puede dejar abierta una posibilidad a que Alemania actúe como mediador en la búsqueda de una solución diplomática. Las Naciones Unidas, evidentemente, fracasan, porque los miembros permanentes del Consejo de Seguridad se bloquean entre sí.

Más información:

 ¿Captará Assad el mensaje del ataque a Siria?

La diplomacia alemana podría ser necesaria

Estados Unidos, Gran Bretaña y Francia son impotentes a nivel diplomático contra Rusia, el aliado de la guerra en la Siria de Assad. La ventaja de Assad es tener a Siria, de nuevo y en gran medida, bajo control. Pero, ¿cómo debería continuar la vida en ese país en ruinas? ¿Cuándo y con quién debería reconstruirse? Estas y otras preguntas son más urgentes que nunca. El Ministro de Relaciones Exteriores de Alemania, Heiko Maas, tiene razón: "Solo puede haber una solución política". Y sobre todo al decir: "Nos guste o no, sin Rusia no se podrá resolver este conflicto"

Temas

Maas también dijo que alguien que usa armas químicas no puede ser parte de la solución. Es decir, que Assad no debería formar parte de ella. Si esa alternativa tuviera éxito, sería una obra maestra de la diplomacia. Sin embargo, probablemente Rusia e Irán no estarían de acuerdo. Maas probablemente haya fijado objetivos imposibles. Sin embargo, después de siete años de guerra civil en Siria, las frases vacías son siempre mejores que más granadas, misiles o gas venenoso.

Marcel Fürstenau (RMR/CP)

Política

El cielo sobre Damasco

En la madrugada del sábado (14.04.18) se hizo efectiva la represalia por el presunto ataque sirio con armas químicas en Duma que había anunciado el presidente estadounidense, Donald Trump. En la operación participaron también fuerzas británicas y francesas. Según informes estadounidenses, no hubo bajas. También fuentes rusas indicaron que no se produjeron víctimas fatales.

Política

Los blancos del ataque

En la operación efectuada por Estados Unidos, Reino Unido y Gran Bretaña se lanzaron más de 100 proyectiles contra blancos específicos en Siria. Los principales fueron presuntos depósitos de armas químicas y un centro de investigaciones científicas. Según sus propias declaraciones, los rusos no usaron sus sistemas antiaéreos, pero muchos proyectiles habrían sido interceptados por los sirios.

Política

"Misión cumplida"

El presidente Trump calificó las acciones militares de “ataques perfectamente ejecutados”. En su cuenta de Twitter escribió: “¡Misión cumplida!”. Aseguró que no podría haberse obtenido mejor resultado y agradeció a Francia y al Reino Unido “por la inteligencia y fuerza de sus excelentes militares”.

Política

Más armas que en 2017

El Secretario de Defensa de Estados Unidos, Jim Mattis, afirmó que el ataque había sido más duro que el de 2017 e informó que se había utilizado ahora aproximadamente el doble de armas. Las Fuerzas Armadas estadounidenses habían atacado el año pasado la base aérea de Scahirat, en represalia a un ataque con gases tóxicos atribuidos al régimen de Damasco.

Política

Los aviones de combate

Estados Unidos utilizó, según sus propias informaciones, bombarderos B-1 para lanzar sus misiles. Gran Bretaña participó en la operación con varios aviones Tornado y Francia con cazabombarderos del tipo Rafale y aviones Mirage.

Política

Debate sobre legalidad en Londres

La primera ministra británica, Theresa May, afirmó que los ataques fueron "correctos y legales". El líder de la oposición laborista, Jeremy Corby, cuestionó sin embargo la legalidad de la operación y reprochó a la jefa de Gobierno no haber pedido previamente la aprobación del Parlamento.

Política

La justificación de Macron

El presidente francés, Emmanuel Macron, afirmó en la madrugada que había dado la orden de intervenir, porque el empleo de armas químicas no puede tolerarse. Según indicó, no solo ponen en peligro la población de Siria, sino también "nuestra seguridad común".

Política

Protestas en Damasco

Tras los ataques, manifestantes se concentraron en la plaza de los Omeyas en Damasco para protestar por lo ocurrido y respaldar a Bashar al Assad, quien reaccionó señalando: "La agresión sólo aumentará la determinación de Siria y del pueblo sirio para seguir luchando y pulverizando al terrorismo en cada rincón del país". Rusia condenó el ataque e Irán aseguró que mantendrá su apoyo a Damasco.

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |