Caravana de migrantes rompe cordón policial en Guatemala y entra a México

Después de momentos de tensión, por el sofocante calor y el hacinamiento, la multitud sobrepasó el cordón policial y se limitó a cruzar la frontera ante la mirada pasiva de los agentes.

La caravana de migrantes hondureños que salió el sábado de San Pedro Sula saltó hoy (19.10.2018) el cordón policial presente en Tecún Umán, un punto fronterizo entre México y Guatemala, y cruzaron a territorio mexicano.

Las personas, unas 3.000 y entre las que hay hombres, mujeres y niños, salieron este viernes del parque de Tecún Umán, en el departamento de San Marcos, y se dirigieron a la frontera, donde los esperaba una fuerte presencia militar de lado de Guatemala.

Después de momentos de tensión, por el sofocante calor y el hacinamiento, la multitud sobrepasó el cordón policial y se limitó a cruzar la frontera ante la mirada pasiva de los agentes.

La caravana atraviesa ahora el puente sobre el río Suchiate y se dispersa por territorio mexicano con el objetivo de llegar a Estados Unidos.

El secretario de Gobernación mexicano, Alfonso Navarrete, denunció que los miles de hondureños de la caravana migrante entraron "por la fuerza" a México y que "lastimaron" a policías mexicanos que se encontraban en la frontera.

Según Navarrete, las autoridades mexicanas habían llegado a un acuerdo con los migrantes para que entraran a México de manera "ordenada" en grupos de entre 50 y 100 personas para ser revisados, pero la caravana "incumplió" el acuerdo.

Now live
02:20 minutos
DW noticias | 20.10.2018

Caravana migrante: última escala antes de México

Reacciones en Estados Unidos

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, había instado en los últimos días a detener la "embestida" y amenazó con militarizar su frontera para impedir el paso. Asimismo, el mandatario estadounidense agradeció a México por "detener" la caravana. "Por eso apreciamos mucho lo que México está haciendo", dijo en Arizona.

El mandatario aseguró sin dar mayores pruebas o argumentos que "un porcentaje bastante grande de esas personas son delincuentes". "No van a entrar a este país (...) Eso no va a pasar", añadió y
advirtió que en caso de ser necesario desplegará el Ejército en la frontera.

En tanto, el secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, tuvo una jornada de reuniones en México DF con autoridades mexicanas para abordar el flujo migratorio de Centroamérica. Pompeo aterrizó a México con un claro mensaje en Twitter dirigido a la caravana que partió hace siete días desde Honduras: "Espero discutir con el presidente (mexicano) Enrique Peña Nieto nuestros esfuerzos conjuntos para frenar la inmigración ilegal que entra en Estados Unidos".


Desde el pasado 14 de octubre, un día después de que la caravana saliera de la ciudad hondureña de San Pedro Sula, la Cruz Roja asistió a un total de 768 personas, a las que les brindó traslados, apoyo psicosocial, atención prehospitalaria, distribución de agua y restablecimiento de contacto con sus familiares.

Los hondureños siguen firmes en su deseo de alcanzar el "sueño americano" pese a que el presidente estadounidense, Donald Trump, amenazó con cerrar la frontera sur del país con México si la caravana continúa con su trayecto y también aseguró que cortaría la ayuda a Honduras, El Salvador y Guatemala.

rrr/DG (efe/dpa).

Los rostros del éxodo hondureño

Johana Hernández

Johana Hernández de 26 años. Ya llegó a la frontera con México, en Tecún Umán. Su sueño es llegar para darle una mejor vida a sus tres niños porque no tiene un techo digno. Espera conseguir trabajo, poder construir su casa y que se cumplan sus sueños.

Los rostros del éxodo hondureño

Jorge Erique Cruz

Jorge Erique Cruz es un joven de 18 años que vino caminando en solitario desde su natal San Pedro Sula. Espera llegar a los Estados Unidos. Escapa de la violencia de las pandillas, las temibles maras. Tiene la esperanza de poder encontrar un futuro mejor fuera de la violencia.

Los rostros del éxodo hondureño

Osbin Noe

Osbin Noe, de 23 años, es originario de Copan Ruinas. Se encuentra en el albergue temporal de la Iglesia Presbiteriana instalada en Tecún Umán. Se siente con ganas de seguir para adelante, su motivación es rehacer la vida. Dice que quiere aprovechar el tiempo y espera tener la dicha de llegar a los Estados unidos.

Los rostros del éxodo hondureño

Maria José Alvarado

Maria José Alvarado, de Santa Bárbara, Honduras, está viajando con su hijo de 10 años. Se encuentra en el albergue temporal de la Iglesia Presbiteriana donde se siente animada a continuar la marcha. Busca mejores condiciones de trabajo, se unió a la marcha para ver si encuentra una vida mejor para ella y su hijo.

Los rostros del éxodo hondureño

Elia Merida

Elia Merida, de 38 años, está en el refugio temporal en el Parque central de Tecún Umán. Su idea es irse a trabajar a los Estados Unidos. Esta acompañada de su hija y su nieta, se siente animada a pesar del cansancio. Dice tener fuerzas para llegar al anhelado destino.

Los rostros del éxodo hondureño

Raul Enrique Autista

Raul Enrique Autista, de 13 años, está en la marcha junto a su padre. Confiesa que le duelen los pies, que está cansado. Pero que tiene toda la actitud para seguir. Dice que tuvieron suerte porque le han dado jalón en bus y en carro para poder llegar hasta Tecún Umán.

Los rostros del éxodo hondureño

José Trinidad Lopez Alvarado

José Trinidad Lopez Alvarado. "Nuestra batalla es débil pero vamos a seguir adelante". Dice que le ha tocado salir, van a buscar una vida mejor. Quiere seguir luchando para no morir de hambre si regresa a su país. Lleva varios días caminando y agradece todo el apoyo que hasta el momento ha recibido por parte de los guatemaltecos.

Síganos