Merkel promete a Zelenski que seguirá del lado de Ucrania

La canciller alemana, Angela Merkel, prometió este martes (23.04.2019) al presidente electo de Ucrania, Vladimir Zelenski, que seguirá del lado de Ucrania en su disputa con Rusia por Crimea y el conflicto con los separatistas en el este del país.

En una llamada telefónica dos días después de la clara victoria electoral de Zelenski, Merkel subrayó que Berlín "seguirá en el futuro de forma decidida del lado de Ucrania” en la lucha por "su derecho a la soberanía y a la integridad territorial”, según un comunicado de Cancillería.

Merkel le recordó asimismo al presidente electo la necesidad de avanzar por el "camino de las reformas”, en referencia a los procesos políticos de descentralización y lucha contra la corrupción a los que se comprometió su predecesor en el Acuerdo de Minsk, y en los que poco se ha avanzado.

La canciller, que recibió durante la campaña en Berlín al rival de Zelenski, el hasta ahora presidente Petro Poroshenko, consideró que el resultado de las elecciones le da al excomediante ucraniano un "sólido mandato” y lo invitó a visitar Berlín.

Zelenski, por su parte, se mostró "muy interesado” en lograr "avances en el marco del formato Normandía”, en referencia a los contactos que han mantenido Kiev y Moscú, con la mediación de Berlín y París, para tratar de atajar el conflicto en el este de Ucrania. Su principal fruto fue el Acuerdo de Minsk de 2015, cuya hoja de ruta lleva años bloqueada, a juicio de Berlín, por la falta de voluntad real de Rusia y Ucrania. (EFE)

Crimea, cuatro años tras la anexión

La ocupación de Crimea

Vladimir Putin como héroe en grafitis y banderas rusas en vez de ucranianas. Así cambió el aspecto de las calles de Crimea desde la primavera de 2014. En cuestión de días, soldados uniformados ocuparon, sin insginias nacionales, el edificio gubernamental, el Parlamento de Simferópol y más tarde los cuarteles del Ejército ucraniano en la República de Crimea, Ucrania.

Crimea, cuatro años tras la anexión

Referendo sobre la anexión a Rusia

A pesar de las protestas, el 16 de marzo tuvo lugar un referendo ilegal, según la Constitución ucraniana, para votar sobre la anexión de Crimea por parte Rusia. No se reconoció que la península se otorgó a Ucrania en 1954 por parte de la Unión Soviética. Entonces se acordó la adhesión de Crimea a la Federación Rusa.

Crimea, cuatro años tras la anexión

Tártaros de Crimea sin derechos

Quien rechace la anexión es perseguido. Es lo que le ha sucedido, sobre todo, a los tártaros de Crimea: su representante, el Congreso del Pueblo Tártaro de Crimea, fue tachado en 2016 de organización extremista. Siguen teniendo lugar allanamientos y detenciones. Ya en 1944, los tártaros de Crimea fueron deportados como "enemigos del pueblo" por los soviéticos a Crimea.

Crimea, cuatro años tras la anexión

Solo televisión rusa

En 2014 se desconectaron todos los canales de televisión ucranianos y, desde entonces, solo se puede ver la televisión rusa análoga. El canal independiente de los tártaros de Crimea, ATR, sigue emitiendo desde Kiev. También se prohibieron otros medios de comunicación.

Crimea, cuatro años tras la anexión

Sanciones tras la adhesión

Tanto Estados Unidos como la Unión Europea no reconocen la anexión de Crimea por parte de Rusia. Aplicaron sanciones y prohibieron a sus ciudadanos comprar inmuebles y empresas en Crimea. Tampoco se permite la importación de productos desde Crimea.

Crimea, cuatro años tras la anexión

Esperando a que Putin cumpla sus promesas

Quien votó a favor del referendo, espera que Putin cumpla sus promesas: la construcción de un puente que conecte a Crimea con Rusia, un gasoducto y centrales energéticas. Y que solucione los problemas sociales. Pero, la realidad es otra: los sueldos no son compatibles con la subida de los precios. Solo en redes sociales y medios independientes se informa sobre las protestas locales.

Crimea, cuatro años tras la anexión

Todo queda entre amigos

La construcción del puente desde Kertsch a la península rusa va a toda marcha. La construcción por valor de alrededor de 3,7 millones de euros está siendo supervisada por el ruso oligarca y amigo de Putin, Arkadi Rotenberg. Se han planeado cuatro carriles y dos vías de ferrocarriles. A finales de 2019, el puente deberá estar terminado.

Crimea, cuatro años tras la anexión

Redistribución a favor de los empresarios rusos

Los pequeños empresarios en Crimea sufren por la redistribución de propiedades en Crimea a favor de los empresarios rusos. Radio Liberty publicó que la cifra de pequeñas empresas se redujo de 15.000 en 2014 a 1.000 en 2016. También los propietarios de inmuebles en la costa tienen problemas, porque los juzgados pueden declarar sin validez los documentos firmados antes de la anexión.

Crimea, cuatro años tras la anexión

Turismo, de capa caída

Durante la temporada de baño, las playas de Crimea están accesibles al público. Sin embargo, la afluencia de turistas se ha reducido en un 30% en los últimos tres años. Las conexiones ferroviarias se interrumpieron, los vuelos son demasiado caros y por las sanciones de la UE, los cruceros ya no visitan la costa de Crimea.

Crimea, cuatro años tras la anexión

Los ganadores: los pensionisas con pasaporte ruso

Desde la anexión, solo los ciudadanos de Crimea con pasaporte ruso pueden comprar tarjetas SIM para celulares. Pero con pasaportes expedidos en Crimea no se puede obtener visa ni para la UE ni para EE.UU. Los que han salido ganando con la anexión son los pensionistas con pasaporte ruso. Su pensión se elevó al nivel ruso. Las mujeres reciben la jubilación con 55, en vez de 65. (rmr)

Síganos